militantes del peronismo revolucionario uno por uno

MUSSY, José Gabriel.

“Si, si, señores, soy peronista, soy peronista de corazón, porque este año justicialista, los peronistas traeremos a Perón”. Así cantaba José Gabriel Mussy el 21 de octubre de 1965. Iba en manifestación con otros cincuenta compañeros metalúrgicos, cerca del terraplén que cruzaba la avenida Provincias Unidas, en San Justo, provincia de Buenos Aires. El grupo sin querer se había separado de uno mayor. En eso se cruza un patrullero. Un poco más adelante, en Mosconi y Camino de Cintura se detuvo una camioneta policial, cerca de los 50 hombres. Algunos corrieron, otros se quedaron previendo que nada iba a suceder. Mussy, 25 años, obrero de SIAM Electromecánica fue uno de los que se quedó junto con tres o cuatro compañeros. Uno de ellos, Néstor Stancato, relató lo sucedido en aquel momento: “La camioneta policial tenía en su puerta la leyenda ‘Agrupación Güemes’. Se bajaron cuatro policías de uniforme y dos de civil apuntando con sus armas hacia arriba. Nos gritaron: ‘Fuera...’; y los cuatro empezamos a correr. Cuando estábamos a 20 metros sentí varios estampidos; vi caer a Mussy y otro compañero, Manuel Rodríguez se agarraba el estómago. Yo traté de prestarle algún auxilio. Momentos después llegó una ambulancia”. Mussy era trasladado hacia un sanatorio cuando murió. Tenía seis hermanos.